content top

El espejismo masónico

El papel de los movimientos de la masonería en sus tres grados y el papel que juegan hoy en día.

Los cuadros que aquí tengo permiten resumir, de forma sintética, el simbolismo de esta corporación, aunque no son fidedignos de la descripcion que hago, pues me fue imposible escanear los que tengo aqui a la mano, presento otras tarjetas mas o menos similares. Intentaré describirlas para ofrecer un mejor detalle sobre cómo opera la masonería.

En la apertura de los trabajos de una logia masónica, se extiende sobre el suelo -en el emplazamiento del enlosado mosaico (donde los tabiques blancas y negras en forma de ajedrez simbolizan la complementareidad de los dos principios cósmicos: positividad y negatividad)- un tapiz rectangular, que se llama “cuadro”.

En la clausura de los trabajos, se lo retira con un ritual simétrico al primero. Originalmente el cuadro se trazaba sobre el suelo al comenzar cada sesión, luego se le hacía desaparcer durante la clausura. Cada uno de los grados masónicos tiene su cuadro particular; pero no abordaré aquí más que la base iniciática fundamental de la masonería, que contiene por otra parte todos los símbolos de la asociación: los tres grados corporativos de Aprendiz, Compañero y de Maestro. El cuadro, que reúne los símbolos particulares del grado en un diagrama organizado da a los hermanos un resumen concreto, una vista panorámica del “esoterismo” masónico.

He aquí algunas diferencias entre el cuadro de compañero y el de aprendiz: siendo la disposición la misma, las granadas que coronan en el grado de aprendiz las dos columnas J y B están sustituidos por esferas; en lugar de tres peldaños frente al “Templo de Salomón” vemos cinco (a veces siete, en otros cuadros); se ve aparecer el símbolo de la “Estrella Llameante”, marcada en su centro con la letra G; las tres ventanas se abren al exterior; presencia también de la “piedra cúbica con punta”. Sobre el cuadro de Compañero se encuentran metódicamente reunidos todos los símbolos del trabajo masónico: las herramientas gracias a las cuales, operando iniciáticament sobre sí mismo, el masón se capacita para convertirse cada vez más en una piedra que ya no es bruta, sino apta para encajarse en el Gran Edificio Humano y Cósmico que se precisa construir aquí abajo. Tradicionalmente la francmasonería especulativa se da como la heredera de los masones operativos de la Edad media, es decir, del patrimonio d los constructores de catedrales.

4
Liked it
Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,
votar


Leave a Reply